Recientemente, con la nueva versión 4.9.8 de WordPress, se comenzó a invitar a probar el nuevo editor Gutenberg. Esta es mi opinión y experiencia.

Antes de continuar, es importante notar que esta entrada la escribo directamente en Gutenberg. Y que no es la primera vez que escribo sobre este editor.

Sin embargo, esta vez se encuentra mucho más maduro. Aunque todavía le hace falta mucho.

Gutenberg: Impresiones de la última versión

Con relación a lo ultimo que había probado. El cambio es muy significativo.

En especial a lo que respecta a los bloques. A la forma tan natural en la cual se les puede editar, manipular o crear. De todas las posibilidades.

Se siente como un editor visual, pero mucho más ligero. Ofreciendo un set de opciones base para poder crear entradas y páginas visualmente ricas.

Por supuesto, no remplaza a los constructores visuales más completos como DIVI o Visual Composer. Aunque se vuelve una alternativa y comparte algunas cosas de estos.

Por ejemplo, puedes crear bloques reusables e incluso clonarlos. Estas son algunas funcionalidades básicas que es bueno ver en Gutenberg.

Lo cual facilitará la creación.

Lo mejor de todo está en que podemos ver como será nuestro contenido mientras editamos. No hay necesidad usar el botón de Preview constantemente.

Casi no hay diferencias entre lo que vemos y obtenemos. Esto permite enfocarnos más en escribir y menos en solucionar problemas.

Detalles a mejorar en Gutenberg

Sin embargo, no todo es miel sobre hojuelas con el nuevo editor.

Una cosa es muy obvia, y es que cuenta todavía con mucho camino por recorrer para poder remplazar definitivamente a TinyMCE como el editor por defecto.

Por ejemplo, a veces el comportamiento es un poco errático al tratar de agrear bloques. Ya que no aparece el símbolo de “+” en donde debería.

Hay que entender que para agregar un bloque hay que presionar enter al final de un párrafo. O usar un botón que está en la parte superior izquierda.

Pero a veces uno no quiere terminar un bloque de forma arbitraria.

Otros problemas surgen de la integración de otros proyectos, como lo es el Visual Composer. El cual, al menos en los sitios que manejo, muestra los shortcodes en vez del editor.

No hay forma de editar los contenidos cuando Gutenberg está activo, ya que hasta el editor Front-End no funciona de forma adecuada. Puede ser un problema del propio Visual Composer, pero es un ejemplo de lo que puede pasar con otras piezas de software.

DIVI no parece estar tan afectado, ya que muestra una advertencia al querer editar contenido mediante el nuevo editor. Y hay otros como Elementor, Beaver Builder o Page Origin que quizá pruebe después.

Otro problema está a la hora de agregar imágenes.

Por ejemplo, no podemos seleccionar que tamaño queremos que tenga la imagen. Antes podíamos seleccionar un thumbnail, la imagen completa, o otra opción generada por el tema. Eso no está presente cuando se agregan imágenes desde la librería.

Detalles con las entradas y sus datos

Más problemas están a la hora de tratar de cambiar más datos de las entradas. En mi caso, estoy acostumbrado a crear entradas y cambiarles el autor antes de publicar.

Eso no está disponible en Gutenberg. Al menos no por el momento. Ya que tampoco parece estar disponible en algún lado en el editor. Ni se puede activar.

Como sucede con el editor clásico.

Todos son pequeños detalles que muestran que todavía hay camino por recorrer. Que el software no está del todo listo.

Conclusiones sobre Gutenberg

Personalmente, yo creo que el editor tiene mucho potencial.

La experiencia de escribir ha sido placentera. Se siente fluido y en general bastante intuitivo. Mucho más moderno a la hora de generar contenido.

Tiene el potencial de hacer del escribir toda una experiencia. Pero no es un software que esta listo para la mayoría de los sitios web.

Aunque posiblemente para la próxima versión grande de WordPress, ya este listo.

Yo nunca he sido muy fan del editor TinyMCE y de lo rígido que puede ser con el contenido y el HTML. Poder usar un editor liviano para agregar HTML fácilmente y poder moverlo es un gran plus.

Quienes usamos más los elementos de este tipo, lograremos más. Pero como mencione, no es para todos. Ni todos están listos para Gutenberg.

Solo el tiempo dirá si ha sido una buena idea. Pero en especial espero que así sea.

Pero en lo que WordPress 5.0 llega, dale una oportunidad a Gutenberg.